Deciden ponerse en cuarentena tres miembros del equipo de trabajo para atender el problema del Presidente Trump

En Estados Unidos, los medios políticos se preguntan hasta dónde es cierto el rumor de que el coronavirus ha tomado por asalto a la Casa Blanca,

El diario español El País menciona que tres miembros del equipo de trabajo para el coronavirus del Presidente Donald Trump, incluido el epidemiólogo Anthony Fauci, han decidido ponerse en cuarentena.

El trío citado tuvo contacto al menos con una persona que dio positivo en una prueba de laboratorio de Covid-19.

Fauci –de 79 años de edad–, recuerda El País, es la cara visible de la divulgación científica sobre el virus para los estadounidenses.

Los otro dos que decidieron ponerse en cuarentena son los doctores Robert Redfield, director de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC), y Stephen Hahn, comisionado de la Administración de Alimentos y Medicinas (FDA).

Como medida de precaución, los tres trabajarán desde sus respectivos domicilios durante las próximas dos semanas.

Los tres –apunta El País— tenían previsto testificar el martes 12 de mayo ante un comité del Senado,

Ahora, Redfield y Hahn se disponen a comparecer por videoconferencia (aún no se había anunciado el aislamiento de Fauci cuando se emitió el comunicado).

La cuarentena de los tres doctores se produce después de que dos trabajadores del entorno del Presidente Trump y el vicepresidente Mike Pence, coordinador de la emergencia del coronavirus, dieran positivo en pruebas diagnósticas.

Se trata de la portavoz de Pence, Katie Miller, y un asistente militar del Presidente no identificado.

La Casa Blanca desmintió el rumor de que Pence estaba en cuarentena.

Mientras tanto, los ayudantes que viajan con Trump y Pence no permanecerán 14 días aislados, como se recomienda tras exponerse al virus, y buena parte del personal de la Casa Blanca, según informa The Washington Post, ha recibido órdenes de sus superiores de acudir al puesto de trabajo con relativa normalidad.

El equipo del Presidente rastrea los últimos movimientos de los dos positivos, especialmente los de Katie Miller, que asistía a diario al Despacho Oval, sobre todo mientras se celebraban las comparecencias diarias del equipo de trabajo del coronavirus, hasta hace dos semanas.

También estuvo Katie Miller en la sala de emergencias de la Casa Blanca, uno de los lugares más protegidos de Estados Unidos, el pasado jueves.

El presidente Trump, por su parte, insiste en no utilizar mascarilla protectora, como recomienda a los ciudadanos el propio Gobierno.

======================================================================================

| HECHO DIGITAL | AGENCIAS | CDMX | 11-V-2020 |