Empaña de nuevo “La mañanera” el testaferro de René Bejarano y “polizonte” del periodismo, Marco Antonio Olvera

POR JOSÉ LUIS CAMACHO ACEVEDO

Ayer la conferencia mañanera del presidente Andrés Manuel López Obrador se volvió a empañar de un “sospechosismo” gratuito con una nueva intervención del testaferro de René Bejarano, Marco Antonio Olvera(1), quien interrumpió al poderoso jefe de la Unidad de Investigación Financiera de Hacienda, Santiago Nieto Castillo, para pedirle que investigara el origen de las “fortunas” de periodistas como Denise Dresser, Brozo y la activista Frida Guerrera, que apoyan el paro de mujeres del 9 de marzo.

De la misma forma que a políticos como Felipe Calderón, Margarita Zavala, Fernando Belaunzarán y Mariana Gómez del Campo.

De inmediato las redes sociales hicieron pedazos al testaferro de René Bejarano y al propio “Señor de las Ligas”.

Al mediodía en su escuchado noticiero de Radio Fórmula, Joaquín López Dórigasimplemente calificó el suceso de Olvera como algo “que no tenía madre”.

Y a partir de ello el Teacher comentó el grave daño que personajes de tal calaña hacen del ejercicio de comunicación que diariamente realiza el presidente López Obrador.

En este espacio ya había denunciado al presunto Periodista como un polizonte del oficio que trata de hacerle preguntas a modo al presidente en las Mañaneras y termina por arruinar el efecto comunicativo que busca el primer mandatario.

Federico Arreola se refirió al coso en los términos siguientes:

“Un periodista” tomó la palabra en la mañanera de este miércoles para cuestionar al titular de la Unidad de Inteligencia Financiera, Santiago Nieto.

Federico Arreola citó a Santiago Nieto quien respondió con toda propiedad que el paro de mujeres es un ejercicio de libertad y dio a entender que no hay ninguna razón para investigar a ninguna de las personas mencionadas.

Tal “periodista” exigió investigar las finanzas de activistas y analistas –como Frida Guerrera, Margarita Zavala, Brozo, Fernando Belaunzarán, Felipe Calderón y Denise Dresser– por el único pecado de apoyar una protesta feminista con la que no están de acuerdo algunas personas relevantes en el gobierno del presidente AMLO.

Se vale pensar distinto, inclusive en lo relacionado con algo tan importante, y con tanto apoyo entre la población, como la estrategia para protestar por los feminicidios.

Pero el “periodista” en la mañanera de hoy no expresó simplemente un punto de vista distinto: lo que hizo fue exigir al gobierno, frente al presidente AMLO, que se investiguen las cuentas bancarias de quienes han cuestionado a la 4T.

Vianey Esquinca, cabe precisar, es columnista del periódico “Excélsior”, de Ciudad de México

Eso es fascismo. Andrés Manuel está obligado a denunciarlo y actuar para evitarlo.

Creo que por elemental respeto al periodismo profesional, no se debe permitir nunca más en las conferencias de prensa mañaneras la presencia del señor Marco Olvera, del diario digital Bajo Palabra, que por lo demás, prácticamente nada significa en términos de relevancia mediática: es muy pequeña, irrelevante de plano, su audiencia medida por comScore, que es la empresa que mejor calcula las estadísticas de internet.

Inaceptable que el “periodista” Olvera haya planteado a Santiago Nieto iniciar una investigación contra activistas y periodistas que apoyan el paro nacional de mujeres del próximo 9 de marzo, sugiriendo que reciben dinero sucio del extranjero. Textualmente:

“Este planteamiento de saber quiénes los financian, quienes les pagan, es porque el 8 de marzo de 2017 un cable de la cadena estadounidense Fox News divulgó que el multimillonario George Soros dio, regaló, 246 millones de dólares a grupos que estuvieron detrás del paro del miércoles, día sin mujer en Estados Unidos.”

La columna de Arreola se publicó destacando la siguiente frase:

El fascismo se coló en la mañanera; AMLO, obligado a vetar al tipo que pide investigar feministas y activistas

Y el director de SDP, con la verticalidad que lo caracteriza, exigió de la misma forma al presidente:

El presidente López Obrador está obligado a ordenar a su vocero, Jesús Ramírez, que ya no se acepte a Marco Olvera en las mañaneras; no por negarle su derecho a expresarse, sino simple y sencillamente porque el fascismo debe ser rechazado.

Y es que, por supuesto, la exigencia de Olvera de investigar activistas y analistas es fascismo. No se vale. Nadie deberá castigar a ese “periodista” por decir semejantes estupideces, pero no merece estar en un grupo de reporteros y reporteras profesionales con tanta visibilidad.

Y nuevamente terminamos recordando la inapelable frase del clásico de Juárez:

¡PERO QUE PINCHE NECESIDAD!.- (Tema de columna tomada del sitio web “SDP Noticias”, con el título “Santiago Nieto, AMLO, Federico Arreola, López-Dóriga y el innombrable periodista de Bejarano” – 5/III/2020)


(1) ¿Quién es Marco Antonio Olvera? Es común ver a Marco Antonio sentado en la primera fila de la conferencia mañanera del presidente Andrés Manuel López Obrador. Cuando el presidente le da la palabra dice ser “reportero” del diario digital Bajo Palabra, portal que tiene 52 mil 679 me gusta en Facebook y menos de 3 mil seguidores en Twitter.

Está acreditado por Presidencia como periodista de la estación “Radio Latino INC”que cuenta con 51 seguidores en Twitter. De acuerdo con versiones del reportero Irving Pineda de TC Azteca, por las tardes, manda boletines de René Bejaranoy busca en estaciones de radio, espacios de entrevistas para el diputado del PT, Benjamín Robles Montoya entre otras actividades vinculadas con la operación política de la misma coalición que llevó al poder a López Obrador. Marco Antonio Olvera, por su parte, tiene 7 mil 212 seguidores en su cuenta de Twitter en el que destacan John Ackerman, esposo de la titular de la Secretaría de la Función Pública (SFP), Irma Eréndira Sandoval; Epigmenio Ibarra y Hernán Gómez; todos abiertos seguidores de la 4T. Olvera es señalado por ser vocero de René Bejarano, el protagonista de los “videoescándalos” apodado el “señor de las ligas” luego de ser captado recibiendo dinero de Carlos Ahumada en el marco de la contienda presidencial del 2006. Marco Antonio utiliza los espacios que tiene en los medios para hablar de Bejarano. Ricardo Raphael, en una columna en Proceso, aseguró que Olvera cobra en la nómina del diputado Benjamín Robles Montoya y del Partido del Trabajo.

Antes de estar en Bajo Palabra, Marco Antonio trabajaba para Radio Latino Inc., pero al descubrírsele vínculos con Bejarano habría sido despedido, según dijo en su columna Asalto a la Razón, Carlos Marín, en Milenio.

De acuerdo con Radio Fórmula, Olvera es conocido por dedicarse a la gestión de entrevistas con políticos, la mayoría de ellos pertenecientes al PT y Morena. Durante sus participaciones en la conferencia mañanera, Olvera se caracteriza por hacer preguntas a favor de presidente o criticando a aquellos que cuestionan al presidente. Estas participaciones de Marco Antonio Olvera le han ganado palabras de reconocimiento de López Obrador. “A mí me da mucho gusto la forma como preguntas, porque estás muy informado y además coincido”, le dijo Andrés Manuelen una conferencia mañanera en febrero del año pasado.- (Fuente: “La Silla Rota”, portal digital de análisis y noticias)