Consigna en su publicación a “fuentes familiarizadas” con el caso que considera dignas de todo crédito: Su cooperación con la justicia estadounidense, con el acuerdo de recibir una “condena reducida”, como circula con mucha fuerza, “puede ser una sentencia de muerte en el mundo de los cárteles mexicanos”, advierte el canal de noticias digital en su versión en inglés, dirigido a un público joven y global



Las autoridades estadounidenses pregonaron el reciente “arresto de Emma Coronel Aispuro, la esposa de 31 años del exlíder del cártel de Sinaloa Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera, pero en realidad fue ella quien se entregó y estaba preparada para enfrentar cargos federales cuando aterrizó el lunes en el Aeropuerto Internacional Dulles cerca de Washington, DC, revela en su plataforma digital el canal de noticias en inglés VICE News, de acuerdo con información que le fue filtrada por “fuentes familiarizadas” con el caso.

–Fuentes que hablaron con VICE News bajo condición de anonimato por la naturaleza sensible de la información dicen que la rendición de Emma Coronel es clara revelación de la existencia de un acuerdo de cooperación, donde ella podría brindar información o testimonio a cambio de indulgencia en su propio caso –cita el periodista de ese propio medio de comunicación Keegan Hamilton, quien redactó la noticia sobre esta versión.

Consultado sobre la presunta entrega de la ciudadana estadounidense-norteamericana, el abogado de Emma Coronel, Jeffrey Lichtman –quien también llevó la defensa de “El Chapo” en el juicio en el que se le sentenció a cadena perpetua–, acusó a las autoridades federales de filtrar tal información.

“Me sorprende que los federales hicieran esto”, dijo Lichtman. “No hay ninguna posibilidad de que sea alguien más. Y es repugnante. Ella tiene hijos. Me complace responder a esta acusación si me dice quién la filtró. Pero que me condenen si voy a responder a un cobarde filtrador anónimo con una réplica puntual en el registro “.

El mismo abogado defensor de “El Chapo” Guzmán, Jeffrey Lichtman, es el mismo que lleva ahora el caso de la esposa del propio capo del narcotráfico sentenciado a cadena perpetua, Emma Coronel Aispuro. Ambos fueron captados cuando llegaban a una de las audiencias del juicio en Nueva York contra Joaquín Guzmán Loera


El Departamento de Justicia se negó a comentar, al igual que un portavoz del FBI, que está manejando el caso de Coronel.

En este sentido, VICE News precisa que no divulga las identidades de fuentes confidenciales, a menos que las mismas fuentes lo autoricen.

Emma Coronel hizo su comparecencia inicial ante la corte el martes (pasado), y sus abogados acordaron mantenerla encarcelada indefinidamente a medida que avanza su caso. Está acusada de conspirar para introducir drogas ilícitas en Estados Unidos y ayudar a su esposo a salir de una prisión de máxima seguridad en México. Ella aún no se ha declarado culpable en respuesta a los cargos.

Los fiscales federales revelaron los cargos contra la cónyuge del capo del Cártel de Sinaloa –que se disputan los hijos del propio Guzmán Loera y los de Ismael “El Mayo” Zambada–, dos años después de que su esposo fuera declarado culpable de cargos federales de drogas, armas y lavado de dinero y, como ya se consignó, sentenciado a prisión de por vida en una prisión federal de Estados Unidos. Todavía no está claro por qué Emma Coronel fue detenida ahora, o qué información podría estar dispuesta a proporcionar.

Antes de que se diera a conocer la supuesta entrega voluntaria y no arresto de Emma Coronel se ventiló que la detención se basa en una acusación por tráfico de drogas en la que una carta y algunos kilogramos de heroína jugaron un papel clave.

Según una declaración jurada –presentada el miércoles 17 de febrero para obtener la orden de arresto ejecutada contra Coronel Aispuro–, el Buró Federal de Investigaciones de Estados Unidos (FBI) tiene en su poder una presunta carta de Guzmán en la que negocia a través de ella con un socio el tráfico de heroína.

De acuerdo con el periódico estadounidense Dallas News, en la parte medular de la supuesta carta citada por el agente del FBI, Eric McGuire, se lee lo siguiente:

“Respecto a ‘Cleto’ dile que aumente la producción para que rinda. Salúdame a ‘Cleto’. Dile que por favor me eche una mano, para que la primera venta sea de mi parte… porque tengo muchos gastos aquí”.

Sin que exista una fecha precisa, la carta habría sido redactada por Guzmán Loera en alguno de los períodos de su reclusión en el penal de máxima seguridad del Altiplano, en el Estado de México, entre 2014 y 2017. Es decir, no se sabe si fue durante su primer encierro, interrumpido por su fuga en julio de 2015.

Con base en la declaración del agente McGuire –indica el Dallas News–, la carta sería prueba de que la ciudadana estadounidense y mexicana, nacida en California en 1989, estaba al tanto de las operaciones de narcotráfico que Guzmán coordinaba aún desde el Altiplano; más aún, Coronel Aispuro habría recibido el dinero de la venta de cinco kilogramos de heroína.

La carta en papel bond que asegura el FBI haber autentificado y la cual utiliza este Buró Federal de Investigación como elemento acusatorio contra Emma Coronel Aispuro


“Sé por mi investigación que ‘Cleto’ y el Testigo Cooperador Uno proporcionaron a Coronel (Aispuro) ganancias por la venta de drogas de más de 5 kilogramos de heroína”, explica el agente McGuire, del FBI, en la misma declaración jurada presentada contra la esposa de Guzmán.

En el mismo documento de 12 páginas de extensión, el agente estadounidense declara que ‘Cleto’ sería un asociado de Guzmán en el contrabando de drogas con base en Durango, pero omite el nombre completo de dicho personaje, así como el del Testigo Cooperador Uno.

Basada siempre en un sólo cargo por conspiración de narcotráfico en algún momento entre 2014 y enero de 2017, la declaración jurada del agente McGuire, deja en claro que Emma Coronel  conocía muy bien desde al menos 2007, las actividades de tráfico de su esposo, jefe del Cártel de Sinaloa.

“Coronel (Aispuro) conoce y entiende que el Cártel de Sinaloa es el cártel más prolífico de México”, mencionó.

–“Coronel (Aispuro) conocía que las ganancias de la droga que ella manejaba durante su matrimonio con Guzmán se derivaban de estos envíos. Además, de 2012 a 2014, Coronel (Aispuro) transmitió mensajes a nombre de Guzmán para promover las actividades del narcotráfico” –puntualiza McGuire.

Sin que esté acusada por otros cargos, la declaración jurada del agente del FBI deja claro también que, basándose en los testimonios del Testigo Cooperador Uno, Emma Coronel  estuvo directamente involucrada en planear el escape de Guzmán del penal del Altiplano vía un túnel en 2015.

“Según el Testigo Cooperador Uno, Coronel (Aispuro) se reunió con él y le pidió ayuda para la fuga de Guzmán de la prisión del Altiplano. El Testigo Colaborador Uno accedió a ayudar. Posteriormente, Coronel (Aispuro) se reunió con el Testigo Cooperador Uno, Iván, Alfredo, Ovidio y Joaquín y les comunicó las instrucciones de Guzmán sobre el plan de fuga”, dice McGuire.

En su declaración jurada, el agente del FBI, Eric McGuire, no establece el nombre del Testigo Cooperador Uno contra Emma Coronel, pero durante el juicio en Nueva York en 2019 contra Guzmán uno de sus principales socios, Dámaso “El Licenciado” López Núñez, había ya mencionado que Coronel Aispuro conocía del plan de fuga



Emma Coronel y “El Chapo”, de 63 años de edad son padres de dos hijas gemelas de 9 años. Se desconoce la ubicación de las niñas y ambos padres están ahora bajo custodia estadounidense. Al igual que su madre, los gemelos nacieron en California y tienen doble ciudadanía estadounidense y mexicana, lo que les permite viajar libremente a través de la frontera. Otros familiares de Guzmán Loera no pudieron obtener visas para asistir a su juicio de 2019 en los Estados Unidos, pero Coronel era un elemento fijo en la sala del tribunal, y sus hijas se encontraban entre las pocas visitas que se le permitieron mientras estuvo encarcelado en Nueva York.

Al entregarse, Emma Coronel crea un fuerte argumento a favor de una sentencia reducida en sus cargos criminales, dijo una fuente a VICE News.

Emma Coronel está ahora en riesgo de recibir una condena mínima de 10 años y máxima de cadena perpetua, más una multa de hasta 10 millones de dólares.

“Su abogado en la sentencia va a argumentar: ‘Ella se encargó de enfrentar los cargos’, que no hizo que el gobierno saliera, la arrestara y la extraditara”, dijo a VICE News la fuente que este medio de comunicación considera digna de todo crédito. “Ella vino de México. Habría sido todo un proceso para que la extraditaran”.

Lichtman, el abogado de Chapo y Coronel, se negó a comentar si “El Chapo” había sido notificado del arresto de su esposa. El ex capo está encarcelado bajo una seguridad extremadamente estricta, con órdenes especiales que limitan su comunicación con la mayoría de los miembros de la familia, aunque se le permite hablar con abogados.

Si bien Coronel no será de mucha utilidad contra su cónyuge, quien está cumpliendo su condena en una celda de prisión “Supermax”, en Colorado, la denuncia penal en su contra también menciona a los hijos adultos de “El Chapo”, Iván, Ovidio, Joaquín y Alfredo, quienes se han apoderado de la facción de su padre en el Cártel de Sinaloa y todos son buscados por las autoridades estadounidenses. Ovidio y Joaquín están acusados en el mismo tribunal de Washington, DC, donde se acusa a Coronel.

Los hijos del Chapo, conocidos colectivamente como “Los Chapitos” o “Los Menores” (“Los Niños”), tienen aproximadamente la misma edad que su madrastra Coronel, y se cree que el mayor es alrededor de siete años mayor que ella. Al menos públicamente, se cree que tienen una relación cordial, y Emma Coronel supuestamente compartió una fotografía en su cuenta en Instagram de un regalo de Navidad enviado por uno de ellos.

En el pasado, Emma Coronel ha negado cualquier participación en las actividades ilícitas de su familia. Durante el juicio del Chapo, concedió entrevistas insistiendo en que su lujoso estilo de vida está financiado legítimamente.

“Tenemos negocios”, le dijo Coronel a la cadena Telemundo en diciembre de 2018. “No puedo hablar de ellos porque los medios convierten todo lo que digo en un gran escándalo… Soy dueño de algunas tierras de cultivo, cosas así, pero prefiero no discutirlo. . ”

Pero de acuerdo con los documentos de acusación presentados el 17 de febrero por un agente especial del FBI, Coronel “estaba al tanto de envíos de cocaína de varias toneladas, producción de heroína de varios kilos, envíos de marihuana de varias toneladas y envíos de metanfetamina en cantidad de toneladas”, contrabandeados a los Estados Unidos por ella. cartel del marido. También supuestamente “actuaba como intermediaria y mensajera” entre el capo y sus hijos durante la planificación y ejecución de su infame fuga de 2015 de la prisión del Altiplano de México a través de un túnel de casi una milla de largo excavado en la ducha de su celda.

Coronel es señalada igualmente de conspirar para pasar de contrabando un reloj GPS al Chapo en prisión, que luego se utilizó para señalar su ubicación mientras planificaba el túnel, según los registros judiciales. El FBI también afirma que la glamorosa mujer transmitió mensajes para facilitar el tráfico de drogas mientras su esposo estaba encarcelado y planeó sacarlo nuevamente de prisión antes de su extradición a los Estados Unidos. En 2017, mediante un pago inicial de cien mil dólares en un terreno cerca de la prisión para usar como un sitio de construcción de túneles. Cuando el plan fracasó porque “El Chapo” fue trasladado a otra prisión, Emma Coronel supuestamente le dijo a un colaborador del FBI que se pagó un soborno de “aproximadamente 2 millones” (de dólares) en un intento fallido para que lo liberaran.

La fuga de “El Chapo” Guzmán de la supuesta prisión de máxima seguridad de México, en El Altiplano, en Almoloya de Juárez, lo hizo legendario a grado tal que su escape fue motivo de series televisivas e incluso cinematográfica


Un alto funcionario policial estadounidense que habló con VICE News dijo que la aprehensión de Coronel “tardó mucho en llegar… No fue algo que surgiera de la nada”, pero cuestionaron cuánta evidencia valiosa podría proporcionar contra los hijos del Chapo, refiere VICE News.

“Hemos estado investigando a Los Chapitos durante muchos, muchos años y, francamente, sabemos lo suficiente sobre ellos independientemente de ella o de cualquier otra persona”, dijo el funcionario. “Los casos en su contra ya están en curso y ya son bastante sólidos por sí mismos”.

Emma Coronel es la tercera esposa oficial de “El Chapo”, aunque el testimonio y la evidencia presentados en el juicio a éste  revelaron que era un mujeriego prolífico, con muchas compañeras a lo largo de los años. Cuando Guzmán Loera fue ingresado en prisión en 2016, aquél declaró como esposa a Alejandrina Salazar, la madre de sus hijos Iván y Alfredo. No obstante, se sabía que estaba enamorado de Emma Coronel, a quien en su juicio en Nueva York se le vio a menudo lanzarle besos a la ahora detenida.

Tras el juicio contra Guzmán en Nueva York y tras la sentencia a cadena perpetua en julio de 2019, Coronel Aispuro siguió presente en los medios estadounidenses e incluso participó como invitada en un episodio del reality show “Cartel Crew” de la cadena VH1 en noviembre de ese mismo año, recapitula por su lado el periódico estadounidense Dallas News.

Ex reina de belleza de adolescente en el estado mexicano de Durango, Emma Coronel es hija de otra prominente miembro del Cartel de Sinaloa, Inés Coronel, y se casó con “El Chapo” cuando tenía 18 años de edad. El FBI alega que ella “creció con conocimiento de la industria del narcotráfico” y La denuncia penal consigna que tanto su padre como su hermano están encarcelados en México por delitos relacionados con las drogas, recuerda el VICE News


La cooperación de Emma Coronel con las autoridades estadounidenses puede ser una sentencia de muerte en el mundo de los cárteles mexicanos, pero las deserciones de miembros de alto nivel no le son desconocidas. El caso contra “El Chapo” dependió del testimonio de más de una docena de testigos estrella, incluidos varios miembros de alto rango del Cartel de Sinaloa. El hijo y hermano del antiguo socio del Chapo, Ismael “El Mayo” Zambada, subieron incluso al estrado como colaboradores. El hijo de “El Mayo” aseguró haber recibido permiso de su padre y del mismo Guzmán Loera para reunirse en secreto con agentes de la DEA antes de su captura en 2009.

Más allá de las fuentes que confirmaron la situación con Coronel a VICE News, Bonnie S. Klapper, exfiscal de narcóticos del Distrito Este de Nueva York –Corte de Brooklyn donde se enjuició a Guzmán Loera–, señaló que varios aspectos del caso ofrecen evidencia circunstancial de que su arresto no fue del todo inesperado. En particular, señaló Klapper, las autoridades federales utilizaron una denuncia penal en lugar de una acusación para detenerla e iniciar procedimientos judiciales.

Klapper, quien ahora es abogado defensor y no tiene participación directa en los casos de Emma Coronel y su esposo, calificó los documentos de acusación como “inusuales” y especuló que la esposa del exjefe del cártel ya podría estar cooperando.

“Es posible que El Chapo dijera: ‘No quiero que mi esposa pase el resto de su vida en la cárcel, quiero un lugar decente para que mis hijos crezcan, arreglemos algunas cosas’”, dijo Klapper. “Quizás esto fue una especie de espectáculo elaborado. La arrestan, lo hacen muy público, luchan por su detención porque ella ya está cooperando o quiere cooperar y quieren sacar a la gente del camino ”.

Si resultó de tu interés, compártelo con tus amigos



| HECHO DIGITAL | CDMX | 26 – FEBRERO – 2021