Colaborador del titular del órgano David Colmenares Páramo, Agustín Caso Raphael es separado de su cargo como supuesto responsable de la auditoría que arrojó que la cancelación del aeropuerto de Texcoco costó tres veces más de lo anunciado por la Federación



El hilo se rompe por lo más delgado.

Es el auditor especial de Desempeño de la Auditoría Superior de la Federación (ASF), Agustín Caso Raphael, el que ha pagado los platos rotos –con la separación “temporal” de su cargo–, en el caso que hizo enojar de sobremanera al presidente Andrés Manuel López Obrador y que se circunscribe al informe de la institución, encabezada por David Colmenares Páramo, en el sentido de que una auditoría arrojó que la cancelación del aeropuerto de Texcoco costó 331 mil 996 millones 517.6 pesos, tres veces más de lo anunciado por el Gobierno Federal.

Tan pronto el presidente Andrés Manuel López Obrador explotó por tal información, cuestionando a la Auditoría Superior de la Federación, el titular de la misma reculó, anunciando que el organismo técnico corrigió los datos que se dieron.

Con el anuncio de la separación del cargo de Agustín Caso Raphael se precisó que es investigado por haber emitido un comunicado en el que reconoce “inconsistencias” en el informe sobre la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM), que se construía en Texcoco.

“Nos informan de la ASF (…) existe un trámite de separación temporal del auditor especial de Desempeño como parte de las investigaciones que se encuentran en curso derivadas de lo que empezó ya la Unidad de Evaluación y Control”, dijo el diputado Mario Rodríguez Carrillo al iniciar las comparecencias de los auditores en la Cámara de Diputados.

Señaló que, debido a una deficiencia metodológica, hay “inconsistencias” en la cuantificación realizada sobre la cancelación del aeropuerto, por lo que el monto total de la cancelación es menor de los 331 mil millones de pesos estimados inicialmente.

“Se reconoce que existen inconsistencias en la cuantificación realizada en el marco de la auditoría, por lo cual su contenido está siendo objeto de una revisión exhaustiva, en particular en relación con la metodología utilizada para determinar el costo de cancelación del proyecto del aeropuerto de Texcoco. Al momento se ha detectado ya que dicho monto es menor a lo estimado inicialmente por una deficiencia metodológica”, explicó la ASF en un comunicado firmado por Agustín Caso Raphael.

Tras la aclaración, el presidente López Obrador pidió a la Cámara de Diputados, órgano del cual depende la ASF, hacer una investigación, ya que el mandatario acusó que hubo una intención política de dañar a su gobierno.

Luego de la petición, la Comisión de Vigilancia de la Auditoria Superior de la Federación de la Cámara de Diputados ordenó la investigación.- (De Nuestra Redacción con información de Agencias)

Si resultó de tu interés, compártelo con tus amigos



| HECHO DIGITAL | CDMX | 1 – MARZO – 2021 |