Sólo diez años duró este referente para la compra-venta de productos electrónicos: “Víctima” de la pandemia



POR JOSÉ CORTAZAR NAVARRETE



En la Mérida de Yucatán, como ya se había anunciado, este 15 de diciembre cerró sus puertas de manera definitiva la Plaza de la Tecnología.

El sitio se había convertido en un referente obligado para la comercialización de productos electrónicos, materiales y equipos y amenidades tecnológicas, incluidos videojuegos e insumos juveniles.

Plaza de la Tecnología ya había cerrado en el pasado mes de marzo, tras la declaración de la emergencia sanitaria, al igual que todas las actividades comerciales del Centro Histórico de la capital yucateca.

A diferencia de otras empresas en la ciudad, que lograron “sobrevivir” a este primer parón, el cual cesó   en octubre pasado, gran parte de los micro-negocios en la Plaza abandonaron el sitio, lo que derivó en el cierre definitivo.

Plaza de la Tecnología, ubicada en la calle 59 con 56 en el Centro Histórico, se inauguró en 2010, y constaba de tres plantas con un total de 160 locales, donde laboraban poco más de 350 personas, primordialmente jóvenes que ofertaban una amplia gama de productos y servicios en electrónica, telefonía, juegos y aditamentos de cómputo y software.

Víctor, locatario del segundo piso de este edificio, dijo haber sido notificado previamente que el 15 de diciembre sería el último día de actividades.

Distribuidor de juegos electrónicos de mesa y equipos, videos y revistas juveniles, manifestó que tras la notificación del cierre se apresuraron para darle la salida de las mercancías y pantallas de videojuegos que tenía para las “batallas” que realizaban los jóvenes que acudían.

El centro de distribución de materiales y equipos electrónicos dispone, además, de una sección para manicura, peinado, corte y estilismo que se denomina Plaza de la Mujer, que tiene acceso al público por la calle 61, y que al parecer seguirá abierto, dando cabida a algunos de los locatarios que determinaron quedarse.

Este martes se observó que decenas de locales ya estaban desocupados durante el citado parón y los pocos que permanecían activos cerraron este martes sus puertas.

El entrevistado señaló que los primeros locales que cerraron fueron los ubicados en las plantas superiores, donde el flujo de gente es muy reducido.

Reconocieron que los efectos de la pandemia fueron demoledores, porque las ventas de los últimos meses han sido muy bajas y el monto de las rentas se ha mantenido, por lo cual la actividad ya no era rentable.

Los más afectados, según se supo, son los que no previeron el cierre y compraron productos para ls venta navideña, y ahora deberán esforzarse para negociarlos lo más pronto posible.

En su momento, Rodolfo Ortega Zúñiga, director de Ventas y Mercadotecnia de la empresa Administradora de Plazas Especializadas, dijo que la erogación para adaptar la Plaza superó en su momento los 18 millones de pesos, con la generación de unos 600 empleos y ventas globales por unos 970 millones de pesos anuales.

Ahora, la Plaza de la Tecnología será una parte de la historia del comercio de Mérida. “exterminada” por la pandemia del coronavirus.- (Colaboración especial para HECHO DIGITAL / 15 – XII – 2020)